top of page

5 pasos para alcanzar tu objetivo

Actualizado: 29 oct

No son pocas las personas que elaboran una lista de propósitos cuando el año comienza. Se establecen objetivos generales, metas más específicas y se sueña despierto con esos logros que se desean alcanzar.

¿Te resulta familiar?



¿Y qué sucede cuando el año avanza y haces un balance?

No siempre conseguimos aquello que manifestamos en voz alta o para nuestros adentros en el brindis decembrino… ¿a quién no le ha pasado?



No son pocas las personas que elaboran una lista de propósitos cuando el año comienza.

Así que aquí te comparto 5 pasos que han funcionado para mí y pueden ayudarte a alcanzar tus objetivos, independientemente del momento del año en que los pongas en práctica:

  • Fija un objetivo realista. Considera el contexto en que te encuentras y las herramientas con las que cuentas. Esto implica que debes tener en cuenta tanto tus posibilidades como tus limitaciones personales y económicas. De esta forma te aseguras de que las metas planteadas no serán imposibles. Piensa en lo que quieres lograr y en lo que estás dispuesto a hacer para conseguirlo.

  • Establece un plan, diseña la ruta de acciones que te acercarán al objetivo y te mantendrán en foco hasta conseguirlo. Define plazos realistas para lograr tu objetivo. Los plazos le dan un marco claro al tiempo que vas a invertir en el alcance de tu meta.

  • Sé resiliente. Una persona resiliente concibe la vida como un proceso de aprendizaje y ve los problemas como oportunidades, como desafíos. La resiliencia te otorga mayor conciencia de tus estados emocionales y eleva tu tolerancia a la frustración y a la incertidumbre. Así que no te desanimes si no logras tu objetivo inmediatamente, capitaliza el aprendizaje y disfruta el proceso.

  • Construye una red de apoyo. Tu red de apoyo social se forma a partir de tus relaciones cercanas; generalmente está compuesta por tu familia y amigos, aunque puede incluir vecinos y compañeros de estudio o trabajo. Los vínculos basados en la empatía y en una comunicación saludable se convierten en un sistema de apoyo para resolver necesidades específicas de contención, consejos y lo que necesites para mantener tu foco y tu motivación.

  • Evalúa regularmente tu progreso. Asegúrate de que estás en el camino correcto hacia tu objetivo. Cuando haces un seguimiento de tu progreso, cuentas con una mayor comprensión de lo que estás tratando de cambiar. Esto por un lado te motiva, y puede ayudarte a reconocer si necesitas realizar cambios en tu planificación. Elige una forma de medición y de registro que se ajuste a tus objetivos y a tus hábitos.

Espero y deseo que alcances tus metas.

No te limites a pensar en ellas: ¡escríbelas! Utiliza una libreta o elabora un tablero de inspiración. Visualiza y manifiesta lo que deseas lograr.

¿Ya utilizas estas u otras herramientas para establecer y alcanzar tus propósitos?

¡Voy a leer tus comentarios con mucha atención!


Abrazo.

204 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page